. San Salvador, El Salvador
diciembre 4, 2022
Despejado
20°C

share

“El reto más grande es pensar que desde El Salvador podés resolver problemas para todo el mundo”, Alfredo Atanacio Cáder

Alfredo Atanacio Cáder se define asimismo como un emprendedor enamorado de El Salvador. Este joven empresario ha logrado poner el nombre del país en la boca de varias empresas e instituciones en el extranjero, principalmente con Uassist.ME, su primer emprendimiento con el que logró tocar las puertas en el extranjero.

La empresa se encarga de ofrecer un asistente virtual que pueda solucionar los problemas de sus clientes de manera remota. Bajo esta premisa empezaron en 2009 con cuatro personas, ahora, casi 10 años después, Uassist.ME da empleo a más de 220 personas y atiende a empresas en todos los continentes, en especial en EE.UU. dónde se encuentra radicada el 85 por ciento de sus clientes.

El emprendedor asegura que trae el emprendimiento insertado en el ADN. En su familia, oriunda de Santa Ana, siempre ha habido la motivación a crear experiencias comerciales y de negocio. Al terminar sus estudios universitarios encontró un trabajo, pero tenía la espina de empezar por algo.

La idea de Uassist.ME nació de su propia experiencia. Atanacio Cáder mantenía un negocio en Santa Ana, por lo que se vio obligado a buscar a una asistente, quien, de manera remota, se encargaba de llevarle el día a día de sus negocios. “En ese momento dije que por qué no se podía ofrecer este tipo de servicios a distintos países”, asegura.

Uassit.ME fue creciendo y esto ayudó a desarrollar otros nuevos emprendimientos. Al principio la empresa se encontraba diseminada en pequeños núcleos en distintas oficinas y casas. De ahí surgió la idea de crear un espacio dónde poder albergar a todos. Mientras lo construía y diseñaba, la compañía siguió creciendo, por lo que ya el nuevo espacio no se adecuaba a sus necesidades. De este problema nació Point e Impact Hub, espacios de coworking que pronto se ofrecieron a otros emprendedores.

Con el tiempo fue ampliando sus negocios y fundó Live, el primer espacio de coliving en el centro de San Salvador. “El centro (de San Salvador) tiene una connotación negativa ya sea por la inseguridad, el tráfico o la contaminación. Abrimos el espacio y recibimos 1,000 aplicaciones y aceptamos a 30 personas. Al final el consumidor va dictando las cosas. A nosotros nos toca retar el consumidor”, agrega.

Para Atanacio Cáder, el reto más importante que tienen los emprendedores en El Salvador es pensar en grande. “Estamos rodeados de pesimismo y noticias negativas. Lo más difícil es salirse de ese espacio y darse cuenta que hay muchas cosas por hacer. A veces vienen los emprendedores a mostrarme sus proyectos y yo los reto a pensar afuera de El Salvador, que busquen aplicaciones, productos o innovaciones que solucionen problemas en todo el mundo”.

Entrevista completa con Alfredo Atanacio Cáder

Deja una respuesta